Cazorla y el entorno

El pueblo de Cazorla, declarado Conjunto Histórico-Artístico en el año 1972, es la puerta natural de entrada al Parque Natural de las Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas. Está situado a las faldas del Cerro de Salvatierra y La Peña de los Halcones y se extiende a ambos mágenes del río Cerezuelo.

Entre sus monumentos cabe destacar las Ruinas y Bóveda de la Iglesia de Santa María de origen renacentista construida sobre el río, el Castillo de La Yedra o «de las 4 esquinas» que alberga el museo de Artes y Costumbre Populares del Alto Guadalquivir y un conjunto de iglesias, conventos y casas palaciegas como el Ayuntamiento, las iglesias del Carmen o de San Francisco, La Casa de Las cadenas, el Palacio de la Vicaría, la Ermita del Ángel, la Fuente de las Cadenas…

Es el punto de partida para numerosas actividades de aventura y cuenta con una amplia y variada oferta hotelera. También cabe destacar la gran oferta gastronómica que podrás disfrutar en los numerosos bares y restaurantes, en los que tendrás la oportunidad de degustar tanto de platos típicos de la cocina serrana como de otros inspirados en la cocina moderna y vanguardista.

fEl Parque Natural de Cazorla, Segura y Las villas es el espacio protegido más extenso de España. Con una superficie de aproximadamente 210.000 ha, es una enorme habitat para numerosas especies animales y vegetales.

El parque natural fue declarado en el año 1986. Pero las primeras protecciones comenzaron en 1960 con la declaracion de Coto Nacional de Caza por su riqueza cinegética. En el 1983 fue reconocido como Reserva de la Biosfera por la Unesco. En el año 1987, la Comunidad Europea declara a este espacio como zona ZEPA (zona de especial protección para las aves).

Estas sierras han sido habitadas a lo largo de la historia y hoy en día viven unos 80.000 habitantes, repartidos en numerosos pueblos y aldeas, que mantinen  costumbres y formas de vida ancestrales.

Pero sobre todo, este espacio protegido es uno de los bosques más grandes de nuestro pais donde conviven más de 2200 especies vegetales (con un gran número de endemismos). En cuanto a las especies animales contabilizamos 51 de mamíferos, 185 de aves, 21 de reptiles, 12 de anfibios y 11 de peces.

El carácter abrupto de su orografía y la abundante red hidrográfica lo convierten en el terreno ideal para practicar numerosos deportes de aventura como senderismo, ascensiones, vía ferrata, escalada, rapel, descenso de barrancos, rafting, kayak, raquetas de nieve, esquí de travesía, paseos a caballo, rutas en bicicleta de montaña, tirolina y muchos más.

Sin lugar a dudas, tanto Cazorla como su parque natural reunen todas las condiciones para que vivas una experiencia inolvidable.